Acerca del aneurisma de aorta abdominal

A pesar de que un aneurisma de aorta abdominal puede ser fatal si se rompe, la buena noticia es que un tratamiento eficaz puede impedir que esto ocurra. Al entender los factores de riesgo, los síntomas y las opciones de tratamiento, usted puede tomar medidas rápidamente si es necesario.

Definición
La aorta es el vaso sanguíneo principal del cuerpo. Se extiende desde el corazón, a través del pecho y el abdomen, donde se divide para el suministro de sangre a las piernas. Un aneurisma de aorta abdominal (AAA) es un bulto o globo lleno de sangre en la parte de la aorta que se extiende a través del abdomen.

Con el tiempo, este crecimiento de la aorta se puede debilitar y la fuerza de la presión arterial normal puede ocasionar que se rompa. Esto puede causar dolor severo y hemorragia interna masiva, o sangrado.

Causas

No se sabe qué desarrolla exactamente un aneurisma abdominal en algunas personas. El abultamiento puede estar causado por una debilidad en la pared de la aorta que se ha inflamado. Algunos médicos creen que esta inflamación puede deberse a la obstrucción de las arterias (ateroesclerosis), pero también puede estar relacionada con la herencia, lesiones u otras enfermedades. Síntomas

La mayoría de las personas con un aneurisma de aorta abdominal no tienen ningún síntoma. A menudo, los aneurismas crecen lentamente y pasan desapercibidos. Muchos de ellos nunca llegan al punto de estallar y otros se amplían rápidamente. Cuando un aneurisma abdominal se expande, se puede palpar una sensación pulsátil en el centro o la parte inferior del estómago, dolor en la parte inferior de la espalda o sensibilidad en el pecho. La mayoría de los aneurismas abdominales son identificados durante los exámenes médicos rutinarios.

Factores de riesgo
Si bien las causas exactas del aneurisma de aorta abdominal no están claras, hay algunos factores de riesgo asociados a él:
  • Las personas mayores de 50 años
  • Fumador o historial de fumador
  • Obstrucción de las arterias (ateroesclerosis)
  • Presión arterial alta (hipertensión)
  • Historial familiar (factores genéticos)
  • Colesterol alto (hipercolesterolemia)

Factores de riesgo El riesgo de desarrollar una frecuencia cardíaca anormalmente lenta (bradicardia) es mayor si:

  • Tiene ciertos tipos de enfermedad cardíaca
  • Está tomando ciertas medicinas
  • Tiene 65 años o más
  • Se le ha practicado cirugía cardíaca recientemente


Opciones de tratamiento para el aneurisma de aorta abdominal

El objetivo en el tratamiento de un aneurisma de aorta abdominal es impedir que el aneurisma estalle o se rompa. Dependiendo del tamaño y el estado del aneurisma, esto se puede hacer mediante una serie de seguimientos o reparando el aneurisma.

Seguimientos

No todos los aneurismas de aorta abdominal necesitan cirugía. Si el aneurisma es pequeño, el médico puede decidir esperar y vigilar cautelosamente si hay cambios.

Si tiene la tensión arterial alta, el médico puede prescribirle medicación para reducirla. Si fuma, puede sugerirle buscar ayuda para dejarlo. Su médico también puede pedirle que cambie su dieta o hábitos deportivos.

Si el médico cree que existe riesgo de que el aneurisma aórtico se rompa, puede recomendarle uno de los dos métodos de reparación del aneurisma: reparación mediante cirugía abierta o endoprótesis endovascular.

Reparación mediante cirugía abierta

Con la reparación mediante cirugía abierta, el cirujano hace un corte grande, o incisión, en su abdomen, donde está el aneurisma. El área dañada por el aneurisma se separa quirúrgicamente de la parte principal de la aorta y se reemplaza con un tubo sintético (conocido como injerto aórtico), que se sutura en su lugar.

La reparación mediante cirugía abierta de un aneurisma de aorta abdominal se realiza con anestesia general y dura entre 3 y 4 horas. Puede esperar pasarse 1 día en una unidad de cuidados intensivos y permanecer en el hospital de 7 a 10 días.

Reparación endovascular

Una alternativa menos invasiva que la reparación mediante cirugía abierta es la reparación endovascular de aneurisma (EVAR) usando un dispositivo especial llamado endoprótesis endovascular. La endoprótesis se coloca dentro del área dañada de la aorta para separar el aneurisma del flujo sanguíneo normal. Está diseñada para colocarse sin abrir quirúrgicamente la aorta.

Dado que la reparación endovascular de aneurisma es menos invasiva que la cirugía abierta, puede esperar que su hospitalización sea más breve, normalmente de 2 a 4 días.

Acerca de la reparación endovascular con una endoprótesis

Una endoprótesis endovascular es como tener un pequeño armazón de metal dentro de la aorta. Sostiene el área débil, para que puede volver a las actividades normales.

¿Qué es?

Una endoprótesis endovascular es un tubo de tejido sintético (injerto) sostenido por una estructura de metal (stent). La endoprótesis ayuda a eludir el área debilitada de la aorta y a evitar que el aneurisma se rompa.

La endoprótesis está diseñada de modo que se pueda colocar dentro de la aorta abdominal, sin abrir el vaso sanguíneo mediante cirugía ni extraer tejido. Beneficios y riesgos

Tanto el tratamiento como los resultados son específicos de cada paciente, por lo que debe consultar a su médico para obtener la información necesaria. Consulte a su médico para conocer la lista completa de beneficios, indicaciones, precauciones, resultados clínicos y otra información médica importante relativa a la reparación endovascular con una endoprótesis.

Preguntas frecuentes

La endoprótesis endovascular puede ser una opción buena para algunos pacientes que tienen un aneurisma de aorta abdominal. Para decidir si es una opción buena para usted, hable con su médico. Aquí se muestran algunas preguntas y respuestas para ayudarle a empezar.